5 Sep
2017
Posted in: 1. Real TTT
By    No Comments

#RRHH Entre El Sueño Y La Realidad: 7 Tendencias Para La Gestión De Personas

RR.HH. Entre el sueño y la realidad. 7 tendencias para la gestión de personas by JgAmago en The Topic TrendYa lo dijo el gran Calderón de la Barca en su más inmortal obra: «los sueños, sueños son.» Y cuando nos ponemos a soñar, la mente se nos dispara y empezamos a tejer la madeja de la ficción de tal manera, que a veces el hilo tensa tanto que hasta pensamos en la posibilidad de una vida eterna. Imposible. Ni los superheroes.

El verano pasa volando. Pero es que el último trimestre del año… ¡Bam! Dentro de nada, cuando despertemos de uno de esos sueños, estaremos cantando villancicos. El tiempo. Ese si que es real. Y a veces, por mucho que soñemos que queremos más tiempo para todo… ¡Ese sueño nunca se cumple! Ya lo dijo alguien más sabio que yo: «Hay un tiempo para dejar que sucedan las cosas. Y un tiempo para hacer que las cosas sucedan.» En este tipo de tiempo estamos.

Dentro de unas semanas comienzan de nuevo la Universidad, los Institutos y los Colegios. En mi caso ya tengo programadas mis sesiones para los diferentes Máster de Recursos Humanos en EAE Business School, y revisando los materiales me doy cuenta que tanto no ha cambiado la cosa y que -afortunadamente-, no hay mucho que variar en los diferentes manuales, presentaciones y herramientas para el curso. Veo pues, que el tiempo para dejar que sucedan las cosas no es tal como el que se ha invertido para que las cosas sucedan. Cuando comienzo ese contacto «off the record» con los alumnos del Máster Weekend (en el que normalmente me encuentro con los perfiles más senior), te das cuenta que la teoría es una cosa y que en la práctica, la gestión de personas, los mal llamados Recursos Humanos (RR.HH), siguen estando en pañales. Siguen siendo un sueño, y como sueño, sueño es.

Puestos a soñar con un tiempo real, en el que suceden cosas de verdad, creo que sería prudente empezar a pasar de la ficción del sueño a la realidad tangible de que las cosas suceden y, por tanto, son beneficiosas para todos: las personas y sus familias (los empleados/as), los líderes y sus liderazgos (los tan a veces denostados «jefes»), y las organizaciones, esos gigantes con pies de barro que miran hacia los números, olvidando tantas veces a las personas que facilitan que éstos se cumplan: los números y sus sueños.

  • Employer Experience: si hay algo que todo trabajador desea es que, cuando suena el despertador por las mañanas y nos levanta del sueño irreal, es ir contento a trabajar. Por eso cada vez es más importante para las organizaciones, y las personas que gestionan a las personas dentro de las compañías, mirar por consolidar el contrato emocional de los empleados. Hacer vivir al empleado una experiencia placentera vinculada al trabajo tiene que dejar de ser una tendencia/sueños y conviertirse en una necesidad/realidad.
  • Liderazgo: del Jefe al Líder: se acabó el «ordeno y mando» y los mandos de las diferentes empresas tienen que mirar hacia un modelo de liderazgo en la era digital, empezando por perder el miedo al cambio que conllevan las nuevas tecnologías y saber encontrar oportunidades de crecimiento para su organización.
  • Diversidad: generacional, cultural, sexual… Ya no hay «blanco y negro». Ahora las organizaciones tienden a englobar un crisol de diferencias dentro de sus organigramas y que, como tal, tienen que enriquecer al total de la empresa. Millenials, Generación X, Generación Y, Seniors, personas con discapacidad, diversidad LGBT… La misión, visión y valores de las empresas tienen que sumar la diversidad de generaciones, ideas, sentimientos y realidades que la propia sociedad ya oferta.
  • Marca Personal: 1 + 1 = tod@s. La empresa que no sepa aprovechar la marca personal de cada trabajador, está en decadencia. Es fundamental «aprovechar» las diferentes marcas personas de los trabajadores y trabajadoras para sumarlas a la suya propia y conseguir un mayor alcance.
  • Employer Branding: la suma de tod@s. Es de esas tendencias que no debería ser tal, sino que tendría que formar parte de la política de TODAS las organizaciones. Las empresas que no miran por su imagen, reputación, influencia y presencia en las redes, es una marca muerta. Inexistente. Es FUNDAMENTAL diseñar una estrategia y experiencia como marca empleadora en la que el área de Gestión de Personas desarrolla una pieza clave. Recursos Humanos debe de ser el catalizador del Employer Branding y convertirse en un auténtico imán de talento, al tiempo que potencia el valor de su capital humano.
  • Design Thinking: o lo que es lo mismo, aplicar el diseño para redefinir la experiencia en el lugar de trabajo centrándose en las necesidades de los empleados. Cada vez vemos más a organizaciones que comienzan a diseñar sus entornos laborales abriendo espacios, compartiendo y derribando muros con el objetivo claro de ser más «open» y transparentes. Esta tendencia no es sólo cuestión de diseño de interiores, no. Vamos un poco más allá. Estamos pensando en organizaciones sin barreras, en las que el flujo de información y conocimiento es constante y rápido, fomentando la colaboración. la innovación y los modelos colaborativos.  Sin entrar en detalles sobre los beneficios saludables de dichos espacios para los trabajadores y sus entornos (Welness 3.0).
  • Nuevas Tecnologías: Aliados en la gestión del talento. Nos referimos a mucho más que al famoso «Big Data» o análisis y gestión de datos. Hay que dar pasos para implementar nuevas herramientas digitales y colaborativas, aplicaciones (Apps) incluso para gestionar el mindfulness; el teletrabajo; los robots, etc.

Ya es tiempo de hacer que los sueños se cumplan. Y para que esto ocurra, yo soy un gran defensor de la realidad del líder frente al jefe. Líderes que escuchen, que dejen la moqueta y bajen al gres. Que abran las puertas de sus despachos y que dejen que entre el ruido (cotilleos, comunición informal, rumorología), y que compartan espacios, momentos, inquietudes, opiniones y sugerencias con el trabajador/a. Ellos son el verdadero motor de las organizaciones, los que hacen que los diferentes engranajes de las empresas giren en las direcciones, los tiempos y el orden correcto. Comparto la frase de Theodoro Roessevelt que dijo: “El mejor líder es aquel que sabe elegir a los mejores para hacer las cosas, y tiene la templanza suficiente para no entrometerse mientras lo hacen.”

¿Pasamos del sueño a la realidad y comenzamos a hacer que sucedan cosas en la Gestión de Personas?

JgAmago

Fuentes: Observatorio de RH / Europa Press / Value Experience

Guardar

Guardar

Guardar

0 0 votes
Article Rating
The following two tabs change content below.
Social Media Manager. Profesional de los RR.HH 2.0 en @EAE_ Escribo en @thetopictrend #tTT #SinBarrerasSinArmarios, mi libro publicado por la Ed. LoQueNoExiste.
Suscríbete
Notifícame de
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments